Web en proceso de construcción, pronto estará operativa, disculpa las molestias

Energía Curativa

Sesiones de Channelig

Sanación y Orientación
Energía Curativa

Inunda tu alma de energía sanadora

Energía Curativa
Energía Curativa

Ma Prem Unmani

Este es el nombre que me dio mi maestro Osho.

En las sesiones de Energía Curativa, canalizo seres de alta vibración energética, que transmiten energía sanadora y mensajes de orientación.

Hace más de 30 años mientras asistía a un grupo de terapia y meditación descubrí que soy médium, es decir, canalizo energía y recibo mensajes, lo que también se conoce como “channeling”.

Para mi fue una sorpresa y al principio dudaba que lo que me ocurría fuese real y tuviese algún efecto en las personas que recibían las sesiones.

Gracias a los testimonios positivos que fui recibiendo pude integrar esta capacidad en mi vida y aceptarlo como un don natural, fue así como nacieron las sesiones de Energía Curativa.

Durante todo este tiempo, cientos de personas como tú, han recibido la energía y la orientación que buscaban, gracias a estas sesiones.

Cada sesión es única y diferente, aunque hay algo común en todas ellas, la intensidad y profundidad de la energía que se transmite.
A mi me dan mucha paz y amor.
Quienes la reciben, según me dicen, también.

Si quieres inundar tu ser con la vibración amorosa de la Energía Curativa y recibir mensajes orientadores, este es el momento.

Una historia sobre mí, (sólo para curiosos)

Te podría contar mi vida en forma de currículum, pero creo que sería muy aburrida, mi vida no, mi currículum.

Prefiero narrarte lo que creo que es más destacable que sepas sobre mi y las circunstancias que me han hecho llegar hasta aquí y poder ofrecerte las sesiones de Energía Curativa.

Primeros pasos

Mi primer aliento de vida en este planeta fue en el año 1959 en Brasil donde me crie y viví hasta 1987, el resto ya sabes, creces, estudias, trabajas, amistades, universidad, amores y desamores.

Algo así como un año antes de mi viaje a Europa, empezaron a sucederme muchas cosas muy intensas y profundas, que en aquel entonces no percibí como tales, pero que luego he visto como cambiaron el rumbo de mi vida para siempre.

Por aquel entonces vivía una vida normal, como casi cualquier persona normal, con un trabajo normal, unas amistades normales, un novio normal, unas aspiraciones de vida normales y una rutina de lo más normal.

Era todo tan normal que la normalidad sin saber como, súbitamente se quebró, explotó en mil pedazos. (supongo que era “normal” que esto pasase)

El Cambio

¡Es fabuloso! tienes que ir a São Lourenço (Minas Gerais), me dijo mi novio de entonces, tan pronto regresó de allí, acababa de hacer un grupo intensivo de terapia y meditación.

Algo había cambiado en él y volvía diferente tras ese mes de trabajo interior.

Un mes después, contra toda lógica y pronostico, sin saber muy bien cómo, allí estaba yo entregada en cuerpo y alma al nuevo reto inesperado que me traía la vida.

Durante el siguiente mes de retiro, sucedieron muchas cosas, se liberaron muchos bloqueos, se abrieron nuevos caminos, descubrí la meditación.

Había una imagen que me llegó al alma desde el primer momento que la vi, que tocaba algo muy profundo e inefable en mi ser, él no estaba allí, físicamente me refiero, pero se notaba mucho su presencia, su energía.

Yo no sabía quien era, pero esa mirada era indescriptible, Osho me dijeron que se llamaba, pero yo hasta entonces no sabía de su existencia.

El descubrimiento

Moviendo tanta energía, yendo tan profundo, tan intensamente en todo, alguna puerta escondida que esperaba a ser abierta, se abrió de repente y una noche ocurrió por primera vez.

Estábamos todos en silencio, mirando a una vela, empecé a sentir una especie de mareo sin nausea, un desvanecer, una cosquilla suave y de repente, allí estaba yo observando mi cuerpo, como hablaba, como se movía suavemente sin ser yo quien lo hacía.

Todo era agradable, tranquilo, simplemente sucedía, se presentó, dijo su nombre, cuales eran sus orígenes y cual era el trabajo que había venido a hacer en este plano, que estaría siempre disponible, siempre que yo le llamase y quisiera.

Tras esa primera experiencia y durante algún tiempo estuve dudando y preguntándome si era verdad, si no sería una fantasía o algún tipo de sueño.

Las dudas eran muy fuertes, porque cuando no lo estás buscando y suceden cosas así, no es fácil asumirlo a la primera.

Fue todo tan intenso y tan rápido, que supongo que era normal que plantease todo lo que me estaba pasando.

Me ayudó mucho que a medida que ese tipo de sesiones se iban sucediendo, las personas que recibían mis sesiones me hacían comentarios positivos de lo que habían experimentado, lo que hizo que las dudas iniciales se fuesen desvaneciendo.

Luego, Vishnudas, el terapeuta que organizaba estos retiros, me invitó a quedarme en su equipo y yo acepté, de repente en pocos meses mi vida había dado un vuelco total.

Casi todos los días daba sesiones, fue así que poco a poco lo fui integrando como algo normal.

Aún me esperaban más sorpresas, más cambios, más vida.

Si sientes curiosidad 

Aún me queda por contarte, como conocí al español errante que apareció por allí como por arte de magia, como fue mi viaje a España con ese viajero y lo primero que sentí al aterrizar en la piel de toro, el viaje  centro del alma disfrazado de viaje a India, La vuelta a Europa y el trayecto hasta llegar a Ibiza.

Si quieres saber todas estas aventuras y como sigue esta historia registrate y te envío un e-mail donde te la cuento.

Por qué son especiales estas sesiones

Casi seguro que si has llegado hasta aquí es porque hay algo que te lleva a buscar soluciones que curen, alivien o aporten claridad a alguna situación personal que estás viviendo.

Ya has sufrido suficiente y sientes un bloqueo interno; esta situación en tu vida es superior a tu voluntad y no encuentras el modo de salir de ese estado, necesitas vivir sin esa carga.

Probablemente hayas  probado otras terapias, sistemas o métodos, aunque si ahora sigues buscando, quizás no hayan sido tan eficaces como en verdad necesitas.

O tal vez hayas tenido una mala experiencia y ahora sientes desconfianza ante cualquier promesa de solución que recibes, sobre todo cuando te la presentan como algo milagroso.

Yo no te voy a garantizar la solución a todos tus problemas, dolores, demás situaciones adversas. No es mi estilo, no quiero ilusionarte con falsas promesas. 

Mi único propósito con estas sesiones, es compartir un don que me ha sido dado, para que otras personas puedan beneficiarse de esta energía. 

Vale pero, entonces, ¿Qué me ofreces que sea diferente? te estarás preguntando.

Lo más singular de estas sesiones, es que yo no hago nada.  Solo soy el medio por el que recibes la energía y los mensajes de seres de alta vibración energética.  No son mis mensajes, no es mi energía. 

Las sesiones son intensas; la orientación y la energía que recibes trabaja en muchos niveles y suelen servir de gran ayuda.

Con frecuencia la sensación de paz y bienestar se expanden en tu interior y  te permite ver las situaciones personales con más claridad.

Se trabaja tu energía, tu situación actual y recibes mensajes de orientación; quizás puede parecerte poco, pero te aseguro que es un trabajo energético intenso y transformador.

Aunque también quiero que sepas, para que no te lleves a engaños,  que estas sesiones no están orientadas para averiguar el futuro, ni desvelar misterios ocultos o temáticas similares.

Con las sesiones recibes energía y orientación vital, pero si quieres milagros, este no es el lugar.

Energía Curativa
Energía Curativa

Ma Prem Unmani

Cuando estoy dando una sesión, veo como mi cuerpo es un canal por donde fluye la energía y los mensajes; Yo observo todo lo que ocurre como una espectadora más, es pura energía amorosa de luz, y siento como se transmite de manera espontanea.
La paz que me invade tras dar las sesiones es indescriptible.
Estoy muy agradecida por eso.
Realmente creo que es un hermoso regalo de la existencia

Efecto de las sesiones de Energía Curativa:

Llevo muchos años dando sesiones y recibiendo los testimonios de cientos de personas, por eso me resulta difícil resumir en los textos de esta web, las situaciones personales que les han llevado a quererlas.

También resulta muy difícil explicar en pocas palabras, los efectos que se producen durante y después de las sesiones.

Las he intentado resumir en el siguiente listado, basada en estos testimonios, pero seguro que he dejado alguna otra sin mencionar y por eso quiero que sepas, que lo que vas a ver a continuación es solo eso, una lista resumida.

Si ahora estás así:

Con Energía Curativa:

Sesiones de Energía Curativa

Las sesiones de Energía Curativa son únicas y diferentes, porque no siguen una escuela ni método establecido, no es una técnica aprendida, como te comenté, surgieron de manera espontanea en meditación y son un regalo del universo a tu disposición.

Soy un canal por el que fluyen los mensajes y la energía sanadora de alta vibración y que recibes directamente durante la sesión de Energía Curativa.

Llevo decenas de años dando sesiones a cientos de personas y me comentan que la energía que reciben es intensa y profunda.
También me dicen, que además de sentirla en el momento de la sesión, el trabajo energético que se recibe y sus efectos, perduran en el tiempo.

Tipos de Sesiones

Privadas

Sesiones solamente contigo, tratando tu situación personal, tu energía. Un tiempo y espacio solo para ti.

Grupos

Sesiones más breves a nivel personal, donde intervienen más personas que sirven de apoyo energético.

Ambientes

Limpieza energética de viviendas o lugares de trabajo donde sientes que la energía no es la adecuada.

Preguntas frecuentes

Comprueba si tu pregunta, se responde con alguna de las siguientes.
NO.
Nunca te pediré que abandones un tratamiento médico. Estas sesiones ayudan en la sanación, pero no sustituyen ningún otro tratamiento. Cualquier decisión al respecto será responsabilidad tuya.

Sí.

Normalmente no hay problema, pero si hay algo que crees importante comentarme, no dudes en hacerlo. 

No, nunca.

Te garantizo que te doy la sesión y que recibirás la energía curativa, el resto no está en mis manos.

No.

Si no estas seguro, no confías o no lo tienes claro, lo mejor es que no solicites ninguna sesión. 

Sí. 

La Energía Curativa no sabe de distancias, de hecho depende más de tu receptividad que de tu distancia física conmigo. Es como la relación de afecto que sientes con seres que están lejos pero los sientes muy cerca.

No.

Estas sesiones tienen que contar con el conocimiento y la aceptación expresa de quien quiere recibirlas. 

Sí.

Siempre que se cumplan una serie de requisitos.

NO.

No es una técnica aprendida, ni pertenece a ninguna escuela.
Las sesiones son originales y únicas, es algo que se me ha dado de una forma natural.

Ir arriba
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad